La luna de sangre: el eclipse más largo del siglo XXI

Un espectáculo celeste de color rojo

Este 27 de julio la humanidad presenció el fenómeno espacial más largo de nuestro siglo. El cielo se tiñe de rojo en un espectáculo insuperable que hipnotizó los ojos del mundo.

Según informó la Administración Nacional de la Aeronáutica y el Espacio (NASA) éste será el único eclipse lunar que tendrá una duración superior a 102 minutos en lo que queda de siglo XXI. El eclipse, apodado “La luna de sangre”, tuvo una asombrosa trayectoria que se mantuvo una hora y cuarenta y tres minutos desde las 20:21 GMT.

Este suceso se pudo observar en la mayor parte del mundo, dado que los eclipses lunares son más visibles que los solares cuando la luna se posiciona en el horizonte. Se le ha bautizado como luna de sangre

¿Por qué se producen los eclipses lunares?

La razón que está detrás de este maravilloso evento es que la luna pasa por la sombra proyectada por la Tierra. Esto no ocurre con frecuencia porque la órbita de la tierra describe un movimiento elíptico, es decir, inclinado, provocando que la luna no llegue a tocar la sombra de nuestro planeta.

¿Por qué la luna se torna roja?

En el momento que la luna atraviesa la sombra de la Tierra no queda totalmente a oscuras. El sol irradia sus rayos a través de la atmósfera terrestre que filtra la luz proyectándola en el satélite, haciendo que la luna se vea roja.

¿Por qué dura tanto tiempo?

En esta ocasión, la luna atravesará la zona más oscura de la Tierra conocida como Umbra. Esto quiere decir que la distancia que debe recorrer la luna es mayor que la de otros eclipses más cortos, pues el trayecto de la luna hasta la punta Umbra es casi equiparable a la medida que se extiende entre la luna y la Tierra.